Elimina tus dolores de cabeza, olvídate de la vista cansada y gana agudeza visual

Revisar tu vista es el primer paso para solucionar tus problemas de visión.

Leer con dificultad, entrecerrar los ojos para enfocar o no ver los mensajes de tu móvil por muy lejos que te lo pongas son señales de alarma para que controles tu vista.

Si crees que tienes algún problema de visión y te sientes perdido, o con miedo al nuevo cambio estético que unas gafas supondrán en tu vida… Déjanos decirte algo.

Es normal que sientas temor, incertidumbre y desconfianza…

¡Pero las gafas pueden hacerte sentir mejor!

Tienen el gran poder de iluminar el camino y aportar claridad a tu vida cuando tú no estás tan seguro o lo ves todo borroso.

En Opticalia Torredonjimeno, tenemos muy en cuenta la comodidad y estética. Por ello, contamos con monturas de diseño que ofrecen la mejor calidad-precio del mercado y hasta las últimas tendencias en firmas reconocidas.

Porque las gafas, además de aumentar tu visión, deben adaptarse a tus aventuras y estilo de vida.

En silencio, sin hacer ruido y potenciando tu belleza.

No esperes a que sea demasiado tarde y tus ojos pierdan calidad visual para revisarte la vista. 

Una revisión visual a tiempo ayuda a prevenir, detectar y tratar problemas de visión como la miopía, hipermetropía y astigmatismo. Y, sobre todo, mejora tu calidad de vida.

¿Sabías que…

Si tienes entre 20 y 40 años, deberías controlar tu vista cada dos años?

Si tienes más de 40 años, la revisión tiene que ser anual?

Y si tienes más de 55 años, lo que se recomienda es revisar tu vista cada seis meses?

Esto se debe a que la posibilidad de sufrir disfunciones visuales aumenta con la edad.

Descubre en qué consiste nuestra revisión visual completa:

El primer paso es realizar una pequeña entrevista para conocerte y saber más sobre tu rutina, hábitos, estilo de vida, edad o antecedentes familiares con problemas oculares.

A partir de aquí, con toda la información que obtengamos, te haremos alguna de estas pruebas.

Autorrefractrómetro para calcular la capacidad de enfoque y la graduación de tus ojos de manera aproximada.

Retinoscopia para conocer la graduación de tus ojos mediante el poder refractivo.

Agudeza visual para descubrir el tamaño mínimo de letra que puedes leer.

Prueba de pupilas para revelar el estado de tu retina, nervio óptico y detectar posibles afecciones oculares.

Cover test para valorar de cerca y de lejos el alineamiento de tus ojos.

Motilidad ocular para explorar la movilidad de tus ojos.

Refracción subjetiva para valorar si sufres alteraciones como la miopía, hipermetropía, astigmatismo y presbicia probando diferentes lentes hasta que alcances una visión óptima en los dos ojos.

Tonometría para medir la presión intraocular y detectar enfermedades como el glaucoma, un grupo de enfermedades que causan pérdida de visión y ceguera.

Topografía corneal para adaptar lentes de contacto especiales o valorar el estado de la córnea tras una cirugía refractiva.

La revisión completa dura menos de una hora e incluye:

Todas las pruebas necesarias para prevenir o detectar indicios de glaucoma, cataratas o degeneración macular.

Revisión del fondo de ojo, toma de presión ocular y estudio del ojo seco.

Informe detallado con todos los resultados para poder agilizar, en caso necesario, los trámites con tu oftalmólogo o seguridad social.

Y, ¿Después de la revisión?

Si finalmente tienes un problema de visión, te prescribiremos las gafas que mejor se adapten a tus problemas oculares, uso, estilo de vida, profesión y estética, entre otros factores.

SOMOS ESPECIALISTAS EN TODAS ESTAS:

GAFAS MONOFOCALES

En general, son gafas para personas de menos de 40-45 años, con lentes que corrigen la vista a una sola distancia, de lejos o de cerca. Se emplean para solucionar ametropías o defectos refractivos como miopía, astigmatismo, hipermetropía.

GAFAS BIFOCALES

Con lentes que permiten enfocar a dos distancias, de cerca y de lejos. Son reconocibles ya que cuentan con una media luna en la parte inferior de la lente para ver cerca y el resto de la lente para ver de lejos.

GAFAS ANTIFATIGA

Son lentes con graduación de lejos y con un refuerzo positivo en la parte baja de la lente para disminuir el esfuerzo visual y mejorar la visión de cerca, en general para personas menores de 45 años.

GAFAS PROGRESIVAS

Lentes todoterreno para mejorar la visión de lejos y de cerca. Normalmente, para personas mayores de 45 años.

GAFAS OCUPACIONALES

Unas  lentes con una graduación en la mirada frontal para ver a media distancia, perfectas para aquellas personas que trabajan enfrente de una pantalla. Suelen ser las primeras gafas de los présbitas, las personas con los primeros síntomas de vista cansada, que todavía no perciben dificultades para ver de lejos y que, por tanto, no necesitan llevar progresivas todo el día. 

GAFAS CON FILTRO AZUL

Filtran la luz azul de los aparatos electrónicos que causan daños oculares y previenen la fatiga visual.

GAFAS FOTOCROMÁTICAS

Son lentes sensibles a los rayos ultravioleta que modifican su color para prevenir el deslumbramiento del sol y para que no tengas que cambiar de gafas ante cualquier cambio de luz, como al salir de casa, por ejemplo.

¿TIENES UN PROBLEMA DE VISIÓN?

¡DA EL PRIMER PASO PARA QUE VER CON MÁS NITIDEZ Y TRANSPARENCIA!